¿Qué tipos de calefacción hay?

Foto de noticia de AboutWhite. Tipos de calefaccion

Se está resistiendo pero parece que pronto el frío llegará para quedarse. En los hogares debemos tener a punto nuestros sistemas de calefacción para que las bajas temperaturas no nos pillen desprevenidos. Pero hay muchas formas de calentar nuestra casa. En este blog de ABOUTWHITE les explicamos cuáles son los diferentes tipos de calefacción que hay en el mercado y analizamos sus principales ventajas y desventajas:

- CALEFACCIÓN DE GAS: es recomendable para calentar grandes superficies, pero la desventaja es que requiere también grandes sistemas de almacenaje, además de que es una energía contaminante.

- CALEFACCIÓN DE GAS NATURAL: es recomendable sobre todo para zonas urbanas, a las que el suministro llega sin problema. Es una energía limpia.

- CALEFACCIÓN DE GAS PROPANO: el problema de este tipo es que necesita que los depósitos se vayan repostando.

- CALEFACCIÓN ELÉCTRICA POR ACUMULACIÓN: es uno de los sistemas más habituales para mantener el calor en los hogares en España. Los aparatos son baratos y no requieren un mantenimiento específico, aunque es más recomendable para espacios pequeños.

- CALEFACCIÓN ELÉCTRICA POR CONVECTORES: su instalación con paneles también resulta sencilla aunque su precio de consumo es más alto.

- CALEFACCIÓN CON RADIADORES DE ACEITE: es recomendable para calentar espacios pequeños ya que cada radiador es independiente, se coloca donde se desea en cada momento y su temperatura se puede programar.

- CALDERA CON RADIADOR DE AGUA: es el sistema más extendido. Tiene capacidad para calentar superficies muy grandes, pero al tratarse de un sistema centralizado no permite establecer la temperatura de manera individual.

- SUELO RADIANTE: este sistema permite ahorrar en consumo eléctrico. Empieza a estar cada vez más extendido, pero requiere de obra en el suelo para instalarlo.

- BOMBA DE CALOR: permite utilizar el mismo aparato para recibir calor en invierno y frío en verano. Sin embargo, hay que tener en cuenta que este sistema puede resecar el ambiente y el calor que irradia no es constante.